Tras varios meses de negociaciones, Brasil autorizó la importación de pistacho argentino

El gobierno de Brasil autorizó el ingreso de pistacho argentino tras más de veinte meses de negociaciones, informó la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca argentino.

El acuerdo culminó tras un encuentro virtual entre representantes brasileños y el secretario de Agricultura, Juan José Bahillo, y la presidenta de Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), Diana Guillen,

Bahillo firmó dos protocolos con representantes del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento de Brasil para exportar pistachos argentinos y para transferencia de genética porcina del vecino país para su reproducción en Argentina.

«Felicitaciones a los equipos de trabajo de ambos países, agregados, funcionarios, me consta que han trabajado de manera intensa y en el último tiempo hemos avanzado en logros significativos; estos protocolos son un gran avance para la integración estratégica», señaló Bahillo.

Por su parte, Guillén dijo que «los protocolos implican dos temas sumamente importantes; para resumir, en un caso se trata de transferencia tecnológica en lo que respecta a la cadena porcina y apertura de un nuevo mercado para una de nuestras economías regionales, de la región cuyana en este caso».

«Con el pistacho ya son 50 las controversias que hemos resuelto con Brasil desde la Embajada y como ejemplo, los langostinos de nuestro sur, las uvas sanjuaninas y tantos otros productos argentinos que ya están llegando a los supermercados brasileños», celebró por su parte el embajador argentino en el vecino país, Daniel Scioli.

La Argentina no exportaba pistachos a Brasil desde principios de 2021, cuando el Gobierno de ese país advirtió que no se podía importar más por la falta de requisitos fitosanitarios.

Desde entonces la Embajada de Argentina en Brasil, junto a Senasa y la Secretaría de Agricultura, trabajaron de manera coordinada intensamente con sus pares brasileñas para apresurar el desarrollo de dichos requisitos y reiniciar así las exportaciones.

El pistacho se produce sólo en cuatros zonas de Estados Unidos, Irán, Australia y Argentina -donde, según el Relevamiento Nacional de Frutos Secos realizado por la Mesa Nacional de Frutos Secos, San Juan concentra 80% de la superficie total cultivada con esta especie, seguido en menor escala por Mendoza y La Rioja-.

De acuerdo con referentes calificados del sector, el mercado mundial de pistachos se encuentra en proceso de expansión tanto en volumen como en precio, debido a que la demanda para pastelería, snacks, embutidos y helados ha crecido en forma más acelerada que la producción.

Este panorama representa para la Argentina una oportunidad para posicionarse como proveedor.

En 2019 la Argentina exportó 27 mil kilos a Brasil por US$ 460 mil; y, en la actualidad, Brasil tiene una necesidad de importación de 200 mil kilos, siendo Estados Unidos el principal origen de las importaciones de Brasil, seguido por Irán, Emiratos Árabes y Turquía.

Por Brasil estuvieron vía zoom, el secretario de Defensa Agropecuaria del Ministerio de Agricultura de Brasil, José Tollstadius Leal; el agregado agrícola de la Embajada Agentina en Brasil, Javier Gustavo Dufourquet; y el primer secretario del Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil, Paulo Barbosa Martins.

También formaron parte de la reunión el jefe de Gabinete de la Secretaría, Juan Manuel Fernández Arocena; el subsecretario de Coordinación Política, Ariel Martínez; el coordinador de Relaciones Internacionales del Senasa, Miguel Donatelli y representantes de Cancillería Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × 1 =